Los Ximénez-Alfaro Imprimir
Escrito por Antonio Alfaro de Prado   
Lunes, 16 de Febrero de 2009 18:40
  Ximénez-Alfaro  

Recogemos aquí el origen de este apellido que actualmente se escribe como JIMÉNEZ-ALFARO. Artículo publicado en "Armería y Nobiliario de los Reinos Españoles", Ediciones Hidalguía:

Este apellido compuesto se formó en Medina-Sidonia, provincia de Cádiz, a fines del siglo XVI y se ha perpetuado hasta nuestros días, habiéndose originado del antiguo linaje patronímico de Ximénez, que en informaciones practicadas en Medina Sidonia en 1598 se justificó ser de pobladores de dicha ciudad del tiempo de la Reconquista, en el último tercio del siglo XIII, y uniéndosele a dicho patronímico el apellido de Alfaro, también muy antiguo e ilustre en Medina Sidonia y enlazados ambos apellidos por matrimonios de Ximénez y Alfaro.

Armas.-Escudo partido: en el primer escudo las armas antiguas de los Ximénez de Medina Sidonia, que son un aspa de plata en campo rojo y orla de dos columnas de oro en campo azur y en el segundo escudo las armas de los Sánchez Guerrero por el privilegio de comunicación de Enrique IV que disfrutan, y dicho escudo es el siguiente: en campo rojo banda de oro con dragantes del mismo metal y en el centro del campo, de arriba a abajo, un estoque ensangrentado en su punta con puño de oro y orla de oro con letras negras que dicen: "Ave María, gratia plena, Dominus tecum". Al timbre, casco mirando a la diestra y tres estoques cuyos puños aparecen por detrás del casco y franja alta con divisa que dice: "Con esta señal y nombre, será vencedor el hombre".

GENEALOGÍA

I. Alonso Ximénez casó con doña Catalina de Trujillo, ambos de Medina Sidonia, donde vivieron a fines del siglo XV y fueron padres de:

II. Bartolomé Ximénez, el rico, que casó en dicha ciudad con doña Isabel Sánchez de Villanueva (hija de Alonso Sánchez de Villanueva y de doña María Alonso de Carmona), padres de:

1.° Diego Ximénez Calderón, que sigue.
2.° Juan Ximénez Calderón, el viejo, valeroso militar que se distinguió notablemente en la guerra contra los moriscos de las Alpujarras, en tiempo de Felipe II, principalmente en el puerto de Ravaha y sobre el río Andarax, mereciendo alabanzas de don Juan de Austria, general de aquella expedición, según consta de informaciones coetáneas. Casó con doña Isabel de Alias; padres de Juan Ximénez, el mozo, llamado también Juan de Alias; de Alfonso Ximénez de Alias, Isabel Sánchez, Elvira y Antonio Ximénez, Catalina de Carmona y Leonor Pérez.
3.° Alonso Jiménez; 4.°, Bartolomé Ximénez; 5.°, Elvira Ximénez; 6.°, doña Antonia Ximénez, mujer del jurado Martín Alonso; 7.°, Fernando Ximénez, que casó con doña Ana de Molina, y 8.°, doña Catalina Ximénez.

III. Diego Ximénez Calderón, de su matrimonio con doña Inés Ximénez de Medina tuvo por hijos a:

1º Cristóbal Ximénez de Medina, casado en primeras nupcias con doña Beatriz de Morales, padres de
a) Diego Ximénez de Medina, que casó con doña Catalina de Amar. Fue Diego un caballero que se distinguió contra los moriscos de las Alpujarras, en tiempos de Felipe II, e hijo del citado matrimonio fue Cristóbal Ximénez de Medina, casado con su prima doña Catalina de Amar, padres de Juan de Amar, casado con doña Isabel de Zurita, padres de Juan Ximénez de Zurita y Amar, casado con doña Francisca de Alarcón, padres de Juan Ximénez de Zurita y Amar, casado con doña Elvira Daoiz, de los de esta familia de Medina Sidonia, de donde procedía el héroe del Dos de Mayo, y padres de Juan y doña Elvira, de Alonso Ximénez de Zurita, que de su matrimonio con doña Magdalena del Real y Verdugo tuvieron al presbítero Juan Ximénez de Zurita y a los capitanes de navio de la Armada nacional y caballeros de la Orden de Santiago, José y Gaspar Ximénez de Zurita, que fueron benefactores del Asilo de niños huérfanos de Medina Sidonia a principios del siglo XIX.
b) Doña Inés Ximénez de Morales, casada con Pedro Benítez Pascual, padres de doña Elvira Ximénez de Medina y Morales, casado en 1583 con Juan Núñez de Cote, padres de Francisco Benitez de Morales Ximénez de Medina, casado con doña Lucía Franco Baena, padres de doña Inés de Morales Benitez, que casó en 1637 con Onofre Ximénez Escribano, padres de Pedro Ximénez de Morales, casado en 1683 con doña Juana de Mendoza, padres de doña Catalina Ximénez de Morales, casada en 1717 con Francisco Delgado de Mendoza, padres de Juan Del-
gado de Mendoza y Ximénez de Morales, que casó en 1713 con doña Catalina Guerrero de Mérida y Pérez de Brea, de quienes fue hijo el maestrante de Sevilla Alonso Delgado de Mendoza Guerrero de Mérida Ximénez de Morales y Pérez de Brea; y
c) Del segundo matrimonio de Cristóbal Ximénez de Medina con doña Elvira Ximénez nacieron Diego, Fernando y Catalina Ximénez.

2° El capitán Diego Ximénez de Villanueva, que sigue.

3.° Doña Catalina Ximénez, que fundó patronato y vínculo que poseía a fines del siglo XVIII el capitán de navio Gaspar Ximénez de Zurita.

IV. Diego Ximénez de Villanueva, capitán, que casó con doña Leonor Núñez de Alfaro, hija legítima de Diego Alonso de Alfaro, casado en 1538 con doña Isabel Sánchez Hurtado; el Diego Alonso de Alfaro fue regidor perpetuo de la ciudad de Medina Sidonia y era hijo de Pedro Alonso de Alfaro y de su mujer doña Isabel Núñez de la Peña, hija de Pedro Núñez de Cote, alcalde de la justicia de Medina Sidonia en 1484, que lo mataron los moros en un reencuentro en el término de dicha ciudad; y de doña Catalina García de la Peña, mujer de Pedro Núñez de Cote, siendo ella descendiente de Rui Pérez de la Peña, uno de los conquistadores de Medina que aparece en el primer deslinde de su término de 1269; y Pedro Núñez de Cote era hijo legítimo de Juana Martín de Cote y de Alonso Núñez, descendiente de Juan Núñez, uno de los primeros alcaides del castillo de Medina Sidonia, después de su conquista por Alfonso X. Por este rancio abolengo medinés, enlazado con la antigua nobleza de Medina Sidonia y su comarca, se explica el deseo de perpetuar el apellido de Alfaro que los recordaba unido al Ximénez, de los hijos de Diego Ximénez de Villanueva y doña Leonor Núñez de Alfaro, que fueron los siguientes:

1. Francisco Ximénez Alfaro, casado con doña María de León y cuyos hijos fueron doña Ana de Molina Alfaro y Aparicio Martín Parra, sin sucesión que propagara el apellido Ximénez Alfaro; y

2. Fernando Ximénez Alfaro, que sigue.

V. Fernando Ximénez Alfaro. Este, cuando era de más de noventa años, compareció con su hija doña Ana de Alfaro ante el escribano de Medina Sidonia, Juan Fernández Herrera, en el año 1639 (folio 23 vuelto), y fundó una capellanía de sangre, de dotación cuantiosa, con la condición de que el clérigo que la desempeñase había de ser "deudo mío y de mi linaje y apellidos de Ximénes o Alfaros". No quedó sucesión del Fernando a la muerte de su hija doña Ana, que en la misma escritura confirmó y acrecentó la dotación de la capellanía fundada por su padre.

Al extinguirse esta línea de Fernando Ximénez Alfaro, que con su hermano Francisco fueron los únicos que en lo antiguo usaran el apellido compuesto Ximénez-Alfaro, hubo un pariente-Juan Ximénez-Alfaro-que teniendo por línea femenina los apellidos de Ximénez y de Alfaro, los unió en la misma forma que lo habían hecho Francisco y Fernando; los antepuso a los primeros apellidos de los padres y los unió en esa forma compuesta, habiendo perpetuado su descendencia ese apellido y éstos son los Ximénez Alfaro actuales que provienen de Martín Díaz, hijo de Cristóbal Martín Rubio y de su legítima mujer, doña Elvira Sánchez Alfaro, con quien casó en Medina Sidonia el 6 de octubre de 1596, y era doña Elvira Sánchez Alfaro hija legítima de Cristóbal Ximénez Baena y de doña Marina Sánchez de Alfaro. La familia del apellido Martín Rubio aparece en Medina Sidonia desde tiempo remoto; era de hijosdalgos descendiente por linea recta de varón de los ganadores de esta ciudad en tiempos de Alfonso X; y en el siglo XVI disfrutaba de buena posición económica y se hallaba enlazada con las distinguidas familias de Alva, Vidal, Delgado de Mendoza. Ximénez y otras. Del matrimonio de Cristóbal Martín Rubio con doña Elvira Sánchez Alfaro nació Martín Díaz de Alfaro, que casó con doña Lucía de la Paz Carrasco, cuyo hijo legítimo Juan adaptó, como hemos dicho, el apellido de su pariente Fernando Ximénez Alfaro, llamándose Juan Ximénez Alfaro no sólo para recordar ese apellido compuesto, que su nonagenario y rico pariente había ostentado con prestigio, sino para recordar que venia de los dos antiquísimos e ilustres linajes asidonenses de Ximénez y Alfaro, y que sus descendientes pudieran solicitar los beneficios de la bien dotada capellanía que fundó Fernando Ximénez de Alfaro. Y por haber continuado la forma Ximénez-Alfaro, escogiendo esos apellidos para ser distinguidos en la sociedad con aquella libérrima potestad que en su época tenían todos de adoptar usualmente los apellidos que más le placía, siempre dentro de aquellos que fueran de sus familiares más o menos remotos, quedó consolidada en la descendencia de Juan Ximénez Alfaro este apellido compuesto, y en su virtud esa adopción de apellidos por el citado Juan, a quien pertenecían por ser del linaje de Fernando, aun cuando no de linea directa ni de la colateral inmediata y ni aun siquiera por generación viril, sino por la femenina, nos autoriza a enlazar aquí como en una sucesión ficta nominal la línea del Ximénez-Alfaro que se extinguió con la de Ximénez Alfaro, en cuya prole se perpetuó hasta nuestros días y en la forma siguiente:

VI. Martín Díaz de Alfaro (hijo de Cristóbal Martín Rubio y de su mujer doña Elvira Sánchez Alfaro, y ésta hija de Cristóbal Ximénez Baena y de su mujer, doña Marina Sánchez de Alfaro) casó en Medina Sidonia el 25 de julio de 1622 con doña Lucía de la Paz Carrasco y engendró a

VII. Juan Ximénez Alfaro, bautizado en Santa María, de Medina Sidonia, el 5 de septiembre de 1633 y casó en primeras nupcias con doña Isabel de Molina, y en segundas nupcias, con doña Juana de Olvera Franco, hija de Cristóbal Garrido García y de doña Catalina Benítez Arévalo, el 17 de septiembre de 1663. Adoptó Juan Ximénez Alfaro ese apellido compuesto conforme a la costumbre de su época y por pertenecerle esos apellidos, aun cuando por línea femenina, habiéndose perpetuado dichos apellidos de Ximénez Alfaro exclusivamente en su prole, sin que los usase ninguna otra familia, salvo la de dicha descendencia del citado Juan. En el "Padrón vezindario hecho para el repartimiento y paga del donativo en virtud de órdenes de S. M. y de acuerdo del Cabildo" de Medina Sidonia, en el año 1709 aparece, entre otros, "Juan Xi-
ménez Alfaro, hijodalgo, calle de la Lova". Fue su hijo legitimo del segundo matrimonio.

VIII Martín Díaz de Alfaro, que casó en Medina Sidonia el 22 de septiembre de 1694 con doña Mariana Cazalla y Cepillo, padres de:

IX. Juan Ximénez Alfaro, que casó en Medina Sidonia el 1 de abril de 1720 con doña Isabel Delgado y Cote, hija legítima de Pedro García Delgado y doña Leonor de Cote y Ortega, y ésta,
hija legítima de Juan Núñez de Cote y de doña Juana de Cote Sidón y que por lo Cote Diosdado procede de Juan Alonso Tirado Diosdado y de doña Beatriz de Cote, hijo el Juan de Pedro Martín Diosdado, casado con doña María Alonso Sacrameña; hijo Pedro de Gonzalo Diosdado y Guerrero y de Beatriz Gómez; hijo Gonzalo de Alonso Guerrero y Elvira Zambrano y descendiente Alonso Guerrero de Alonso García Guerrero, hijo de Miguel Sánchez Guerrero, a quien se le concedió por el rey Enrique IV privilegio de hidalguía de cuatro costados, comunicable a toda su descendencia sin excepción de línea femenina alguna y por siempre jamás.
Dicho privilegio fue dado en Madrid el 22 de enero de 1473, ratificado por carta rodada en Segovia el 2 de marzo de dicho año y mandado observar por la Chancilleria de Granada en nombre del emperador Carlos V en ejecutoria mandada librar el 13 de marzo de 1554 contra la villa de los Santos de Maimona, y este privilegio ha sido reconocido por Ordenes Militares, como se ve en los expedientes de Francisco Guerrero, secretario del Consejo de Ordenes, Juan Guerrero, comendador de San Juan, y Juan Guerrero de Torres, caballero de Santiago. Juan Ximénez de Alfaro y su mujer,doña Isabel Delgado de Cote, fueron padres de

X. Martín Jiménez Alfaro, también conocido por Martín Díaz de Alfaro fue regidor del Ayuntamiento de Medina Sidonia, lo cual es prueba de hidalguía por necesitar ser hidalgo los regidores de dicha ciudad en el siglo XVIII. Casó en 1753 con doña Agustina de Cote Morito, empadronada como hidalgo en 1771 y 1776. Además de esta nobleza de sangre, por su auto dictado el 12 de mayo de 1777 por el corregidor de Medina Sidonia don Tomás Gómez de Aguilera, se declararon por comprendidos en el real privilegio de hidalguía dado por el rey Enrique IV a don Martín Ximénez Alfaro, marido de doña Agustina de Cote Morito, y sus hijos don Antonio, presbítero; don Juan, presbítero; don Pedro, doña Inés, doña María Josefa y doña Josefa, "como descendientes de Alvar Sánchez y otros sus hermanos; hijos de Miguel Sánchez Guerrero" a quien se le concedió dicho real privilegio de hidalguía mandado guardar por la Real Chancilleria de Granada, y por dicho auto, mandado anotar en los padrones del donativo real con distinción de clases. Asimismo, el Ayuntamiento de Medina Sidonia, por acuerdo de 17 de mayo de 1777, en vista de diferentes instrumentos, informaciones, fes de bautismos y casamientos, pedimentos y autos y copias autorizadas del privilegio de hidalguía concedido por Enrique IV a Alvar Sánchez y sus hermanos, hijos de Miguel Sánchez Guerrero, acordó el cumplimiento de dicho privilegio por lo que se refiere a hallarse comprendido en el mismo don Martín Díaz Alfaro y sus hijos. Sigue a Martín Ximénez Alfaro su hijo

XI. Pedro Ximénez Alfaro y Cote, coronel del Regimiento provincial de Jerez de la Frontera. Casó en Medina Sidonia en 1806 con doña Josefa Bueno y Manso de Andrade (hija legítima de Domingo Bueno y de doña Vicenta Manso de Andrade y Moreno Fontiveros, de quienes se habla en apellido Manso de Andrade, del Diccionario de García Carraffa). Fueron sus hijos:

1. Pedro Ximénez de Alfaro y Bueno, que sigue.

2. Agustín Ximénez Alfaro y Bueno, natural de Medina Sidonia, general de brigada. Fue comandante del batallón de Guardias Civiles de la Isla de Cuba, donde implantó dicho Cuerpo de orden de su fundador, el duque de Ahumada, y fue vecino de La Habana; comendador de las
Ordenes de Carlos ni e Isabel la Católica, cuatro veces caballero de primera clase de la de San Fernando y Gran Cruz de la de San Hermenegildo. Casó con doña Magdalena de Loira, siendo hijos de dicho matrimonio Augusto Ximénez Alfaro y Loira, casado con doña Juana de
Entrambasaguas; Gustavo y Leopoldo Ximénez Alfaro y Loira.

3. Manuel Ximénez Alfaro y Bueno.

4. Juan Ximénez Alfaro y Bueno, abogado, que casó con doña Leonor Cervera y Topete, hermana del almirante Pascual, y sin sucesión.

5. Francisco de Paula Ximénez Alfaro Bueno, capitán de infantería, teniente de la Guardia Civil. Casó con doña María del Carmen Topete y Jiménez-Pajarero, padres de

A) Pedro Ximénez Alfaro y Topete, coronel de la Guardia Civil, casado con doña Antonia Gutiérrez Cabrera, de Arcos de la Frontera, descendiente de los marqueses de Torresoto; padres de: a) don Francisco, párroco de San Lorenzo, de Cádiz; b) doña María Teresa; c) don José, licenciado en Medicina y Cirugía; d) doña María del Carmen; e) doña María de Loreto, y f) doña María de las Nieves Ximénez Alfaro y Gutiérrez, casada con don Alejandro Alvarez Barreiro.

B) Francisco Ximénez Alfaro y Topete, casado con doña Manuela de Alaminos, padres de: a) José, casado con doña Socorro Carranza y Alcalde de Baeza; b) Manuel, con doña María
Luisa Gomá y Orduña, y c) Francisco Ximénez Alfaro y Alaminos.

C) Doña Josefa Ximénez Alfaro y Topete, casada con don Vicente Cervera y Topete, hermano del almirante Pascual, vecinos de Utrera y padres de: a) Francisco Cervera y Ximénez-Alfaro, doctor en Filosofía y Letras, licenciado en Derecho, oficial del Cuerpo de Archiveros y Biblioteca
rios, registrador de la Propiedad y diputado a Cortes por Ciudad Real en 1936. Casado con doña María del Pilar de Góngora y Aguilar. b) Juan Cervera Ximénez Alfaro, oficial de Artillería, casado con doña María del Carmen Suances Fernández. c) Vicente Cervera y Ximénez Alfaro, oficial aviador, que murió en un accidente de aviación en Mallorca. d) José Cervera Ximénez Alfaro, casado con doña María García y García de Arboleya. e) Manuel Cervera Ximénez Alfaro, casado con doña Rosario Jarava y Romero.f) Doña María del Rosario Cervera y Ximénez Alfaro, casada en Utrera con el abogado don José Ruiz Gutiérrez; y g) Doña María del Carmen Cervera y Ximénez Alfaro, que casó en primeras nupcias con el señor de Góngora, registrador de la Propiedad de Pozoblanco, provincia de Córdoba, y en segundas nupcias, con Enrique García de Arboleya y Labarrieta.

6. Luis Ximénez Alfaro y Bueno, capitán graduado del Regimiento de Caballería de Sagunto número 16.

XII. Pedro Ximénez Alfaro y Bueno, licenciado en Jurisprudencia, promotor fiscal del Juzgado de primera instancia e instrucción de Medina Sidonia, donde nació en 1807, y murió el 19 de no-
viembre de 1868 bajo testamento otorgado en la misma ciudad el 20 de septiembre de 1867, ante el notario Joaquín Moguel, y había casado en Medina Sidonia en noviembre de 1848 con doña María de la Paz Herrera del Castillo y Romero, de cuyo matrimonio nacieron:

a) José Ximénez Alfaro y Herrera, que murió soltero y sin sucesión.

b) Doña María Belén Ximénez Alfaro y Herrera, que sigue.

c) Antonio Ximénez Alfaro y Herrera, que casó en Sevilla con doña Elena Virués de Segovia y Zapata de ilustre familia de Arcos de la Frontera, y sin sucesión.

XIII. Doña María de Belén Ximénez Alfaro y Herrera del Castillo, bautizada en Medina Sidonia el 18 de septiembre de 1849; casó con Diego Pérez de Brea y Barrera, cuya descendencia apa-
rece en el apellido Pérez de Brea del Diccionario de apellidos españoles de García Carraffa.  

Bibliografía.—Archivos de protocolos, municipal y parroquiales de Medina Sidonia. Gracia Dei: Nobiliario. Antonio de Barahona: Fe de armas de los Guerrero. Libro de familia de los Butrones de Muxica de Medina Sidonia. Notas genealógicas del maestrante de Ronda Alonso Delgado de Mendoza y Pérez de la Peña, alcaide del castillo de Alcalá de los Gazules a fines del siglo XVIII. Francisco Martínez García: Historia de Medina Sidonia, 1804, impresa en Cádiz en 1876, páginas 90, 91, 105, 313. 323 y otras.

  El Barón de Cobos de Belchite